Preparando para los NFP de Mayo

0 54

Se espera otra caída masiva en la cifra de puestos de trabajo esta vez, pero no tan dramático como fue el mes pasado. Sin embargo, qué tan mal sea el resultado al final quizá tenga más que ver con la fecha, que la situación de la economía.

Haciendo un seguimiento a las solicitudes de desempleo durante el mes, fue a mediados de mayo que empezó a revertir el número de personas recibiendo el beneficio. Esto coincide con el proceso de reapertura de la economía, que fue paulatino y desigual entre los estados.

La pregunta es cuánto tiempo de desfase hay entre el reinicio de actividades económicas que la gente reporta que hayan vuelto a sus puestos de trabajo.

El tema de los incentivos.

Una controversia que ha existido desde el principio es que dependiendo del tipo de trabajo y la ubicación, muchos vieron incrementados sus ingresos como consecuencia de los fondos adicionales que estaban disponible en programas de asistencia. Esto podría hacer que algunos sean reacios a retornar a sus trabajos, y que los empleadores pueden esperar hasta último momento para volver a llamar a sus empleados.

Para contrarrestar este efecto, muchos trabajadores pudieron obtener beneficios (y entonces ser contado entre los desempleados para efectos del NFP) mientras aún tenían un trabajo al que no podían asistir por cuarentena. Esto significa que a medida que reabre la economía, un gran número de los que figuran como desempleados no tienen que salir a buscar trabajo, y volverán a trabajar rápidamente.

Qué estamos buscando

Con todo lo anterior, es mucho más difícil hacer una proyección sobre el resultado mañana, entonces hay bastante variabilidad entre los economistas. El mercado tendrá dificultades para ajustarse si no hay mucho acuerdo, entonces podría darse más volatilidad de lo normal en las divisas.

Lo más cercano a un consenso que tenemos para los NFP de mayo es que sea algo de -8,0 millones, que sería menos de la mitad de la cifra de pérdidas que en abril cuando fue de -20,5 millones.

Sin embargo, podría ser una proyección demasiado pesimista, pues el miércoles tuvimos un resultado en la medición privada de ADP. Si bien ha perdido un poco su reputación, el ADP se veía como un buen predictor de qué pasaría con el NFP. No obstante mostró que hubieron tan sólo -2,8 millones de trabajos perdidos comparado con las proyecciones de -9,0 millones, una señal de que el mercado laboral quizá no se tan afectado como creen muchos economistas.

Las cifras subyacentes

La otra cifra que puede sacudir a los mercados es la tasa de desempleo, que está pronosticado a llegar a ser el peor desde la Gran Depresión marcando 19,7%, comparado con 14,7% en abril. Pero como se mencionó anteriormente, si la gente cree que volverán a trabajar pronto ya que la economía está reactivando, podría no subir tanto el desempleo.

Finalmente, el Ingreso promedio (average hourly earnings) está pronosticado a incrementar en 1% durante el mes comparado con 4,7% anterior. En abril hubo un aumento estadístico porque la pérdida de trabajos se produjo entre quienes tenían puestos de trabajo menos remunerados. Si está reabriendo la economía, esos puestos de trabajo deberían volver, haciendo bajar la cifra de ingreso promedio.

START TRADING

or practice on DEMO ACCOUNT

Trading CFDs Involves high risk of loss

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.