¿Se puede rescatar al dólar con un alza en la tasa de interés?

0 69

Desde que se anunciaron las vacunas contra covid, el dólar estadounidense ha acelerado su descenso. A medida que se recupera la economía mundial, es previsible que la demanda por refugios disminuirá. Pero hay algunos asuntos que hacen especialmente probable que se debilite el dólar en los próximos meses.

Una de las explicaciones puede parecer contraintuitivo, y en particular ir en contra del sentido común de los traders: la inflación.

Si suben los precios, entonces se espera que la Fed suba la tasa de referencia. Eso tradicionalmente lleva a que uno piensa que va a subir el dólar. Fue un prolongado debate político hace años, en que se buscaba cortar las tasas para debilitar el dólar y ayudar a los exportadores.

¿Por qué se debilitaría el dólar si se espera un aumento en las tasas?

Para dar una respuesta completa a esa pregunta, hay que echar un vistazo al mercado de los bonos. Al final, el rendimiento de los bonos del tesoro es lo que define las tendencias en los valores de las divisas.

Los bonos son inversiones de relativo largo plazo. Claro, se pueden vender en cualquier momento, pero su valor es determinado por cuánto rendimiento entrega. Dado que los rendimientos de los bonos se miden en años, entonces el costo de la inflación es un tema relevante.

No todo el dinero es lo mismo

Si un bono paga, por ejemplo, 2% en interés, y hay inflación de 1,5%, significa que el rendimiento real es de sólo 0,5%. Eso hace que sea una inversión menos atractiva. Cuando los grandes fondos mueven dinero de una divisa a otra, no lo dejan en efectivo. Compran bonos, que tienen todas las ventajas del efectivo, pero además pagan interés. Es justamente para equilibrar la pérdida por inflación.

La política monetaria funciona al permitir un aumento de la inflación, y bajando el rendimiento de bonos, para incentivar que la gente busque ingresos en otros instrumentos.

Por ejemplo, la bolsa. Es por ello que en general, cuando bajan los rendimientos, baja la divisa, y sube la bolsa. Porque los inversionistas tienen menos incentivo para comprar bonos denominados en esa moneda en particular.

Pero si la Fed sube las tasas, sube el rendimiento de los bonos

Así es, y por ello generalmente un alza en la tasa fortalece al dólar. Pero EEUU está en una situación particular. Con tanto gasto en déficit (que podría llegar a ser un total de unos US$8,0 billones para fin de año), tradicionalmente se esperaría un alza en la inflación. Mientras tanto, la Fed ha reiterado en varias oportunidades que están dispuestos a tolerar un IPC más alto para ayudar a la economía.

Entonces, si la tasa de interés se mantiene estable, pero sube la inflación, entonces el rendimiento real baja. Pudiendo incluso llegar a ser negativo. Si compra un bono del tesoro con una tasa de 2,%, y la inflación es 3%, en realidad se está perdiendo 1% anual en esa inversión.

Todo depende del paso

Claro que la Fed puede evitar esto, subiendo las tasas. Pero son muy reacios a hacerlo. La inflación no depende de una decisión de política; sube en base a factores económicos. Con una expansión en la base monetaria sobre el 40%, es lógico que suba la inflación – especialmente si la Fed dice que no tomará medidas contra los precios más altors.

El resultado final es que la inflación sube más rápido que las tasas, entonces el efecto real es que los rendimientos bajan. Así, el dólar deja de ser una inversión atractiva. Si el IPC va de 1,4% a 2,4%, pero la Fed sólo sube la tasa en 25 puntos bases… el resultado neto es que el rendimiento real bajó 0,75%.

La Fed tiene las manos atadas

Si bien es cierto que un IPC más alto presionaría a la Fed a subir las tasas, muchos analistas apuestan por que lo harían más lento.

El mercado siempre interpreta un alza en la tasa como una señal del inicio de un ciclo de restricciones, y la economía desacelera ante el incremento del costo de capital. Usualmente ese es el objetivo de la subida de tasas; para enfriar un poco una economía que está en riesgo de formar una burbuja.

Pero, se espera que aumente la inflación en los próximos meses. En ese lapso, la economía no estará aún en buen pie, con el desempleo alto. Entonces, es muy poco probable que la Fed suba las tasas, como dejó claro el Gobernador Powell en su discurso ayer.

Más aún dijo estar dispuesto a que la inflación suba a hasta 3,0%, que es más del doble de lo que registra hoy. Dicho de otra manera, se puede perder hasta 1,6% en el rendimiento de los bonos antes de que la Fed siquiera empiece a pensar en subir las tasas.

Es un cambio drástico en el mundo de los bonos

Un cambio de tan solo 0,25% en la tasa es suficiente para hacer un cambio radical en el mercado de los bonos y cambiar el curso de la divisa. Entonces un punto porcentual podría significativamente intervenir en los flujos de capital.

Combine eso con un aumento en el apetito por el riesgo, y hay un caso fuerte para sugerir que los grandes operadores estarán vendiendo dólares en los próximos meses.

Así que, si queremos tener un mejor visión de qué hará el índice del dólar en el mediano plazo, hay que seguir de serca la diferencia entre la inflación subyacente y la curva de rendimiento de los bonos.

¡Prueba cómo resulta tu estrategia en USD con Orbex! Abre tu cuenta ya.

START TRADING

or practice on DEMO ACCOUNT

Trading CFDs Involves high risk of loss

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.