¿Una mejora en el dólar luego del PMI no-manufacturero ISM?

0 14

Para la próxima semana el mercado se habrá ajustado a las cifras de empleo, entonces es hora de mirar al futuro.

Como el sector de servicio fue el más afectado por covid, los PMI no-manufactureros han tomado la delantera en el impacto en el mercado. Y hay razones para pensar que esta vez podrían contribuir a fortalecer al dólar – pero no por buenas razones.

El contexto más amplio

Hubo un leve descenso en los PMI el mes pasado, si bien se mantuvieron firmes en la expansión. Era de esperarse, pues se estaba superando la “segunda ola” de casos covid. Se hablaba de otra ronda de confinamientos, y el estímulo del gobierno estaba entrampado en una batalla política.

Pero para este mes algunas de esas excusas ya no corren; la segunda ola ya pasó. La tendencia ha girado hacia la reapertura, si bien los estados más grandes, California y Texas, continúan con medidas más estrictas. Los negocios deberían estar en el proceso de adaptarse a la nueva realidad de no poder contar con ayuda del gobierno federal.

Por otro lado, hay nuevas excusas. El mes pasado terminó los estímulos de la primera ronda de aportes del gobierno para hacer frente al covid. Y el clima político está más tenso; en la última encuesta, los dueños de empresas indicaron que su primera preocupación es potencial daño por desmanes en medio de protestas.

La economía necesita compras

La evolución de las expectativas en las encuestas políticas han llegado a influenciar el análisis de perspectivas para los minoristas. El candidato Joe Biden se ha comprometido a medidas más estrictas para hacer frente al covid.

Por el contrario, el Presidente Trump ha apostado por la reapertura de la economía. La posibilidad de que el uno o el otro gane en noviembre podría influenciar los padrones de compras, especialmente en inversiones más grandes. La relativa incertidumbre podría incentivar a los gerentes de compras a abstenerse del mercado a la espera de los resultados electorales.

Con todo, lo más probable es que el mercado tenga poca reacción a una baja modesta en los PMI de servicios. El resultado más reciente aún estaba más alto que donde estaba antes del inicio del covid.

Otro factor a tener presente es la diferencial entre las empresas abiertas y las que aún no abren. Aquellas abiertas tienden a tener mucho optimismo, mientras que las que no son muy pesimistas. Como es de esperarse. Pero la cifra es un promedio, representando las porciones relativas de empresas abiertas y cerradas. Una cifra menor de empresas volviendo a cerrarse podría inclinar el resultado notoriamente.

Qué estamos buscando

El PMI no manufacturero ISM está pronosticado en 56,0 comparado con 56,9 en la medición anterior. Es destacable que el componente de nuevos pedidos está pronosticado a caer sustancialmente en contracción a 44,7 comparado con 56.8 anterior.

De hecho, es la principal razón por la baja en la cifra principal, pues otros componentes son pronosticados para mostrar crecimiento. La explicación más probable es que los gerentes de compras no se están comprometiendo a comprar durante este último mes antes de las elecciones.

¡Prueba cómo resulta tu estrategia en USD con Orbex! Abre tu cuenta ya.

START TRADING

or practice on DEMO ACCOUNT

Trading CFDs Involves high risk of loss

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.