¿Bienes duraderos de EEUU para agosto, una mala señal para la recuperación?

0 9

Los PMI preliminares publicados ayer fueron una leve decepción para los analistas, sustentando los temores de que la recuperación está decayendo. Las cifras también ratificaron una tendencia entre los países desarrollados en que las encuestas manufactureras superan las expectativas mientras los servicios decepcionaron.

La explicación parece ser lógica al principio; el sector minorista es el más afectado por covid. Pero eso también lo consideran los analistas.

La implicancia es que los pronósticos de crecimiento económico para este año podrían estar sobreestimando la recuperación del sector de servicios. Por el lado positivo, la industria sigue fuerte a pesar de la pandemia, lo que debería verse reflejado en los bienes duraderos.

Lento pero seguro

La caída de las bolsas a principio de semana mostraron que no está del todo firme la recuperación. Una señal de alerta lo dio un estudio de Bloomberg publicado el martes mostrando una cifra récord de fondos siendo retirados del mercado durante la corrección.

Muy frecuentemente esto pasa ante un período de bajo desempeño en las bolsas (y un dólar más fuerte), con el Nasdaq más afectado debido a la alta ponderación de acciones tecnológicas.

La Fed subió sus pronósticos para el crecimiento del próximo año, lo que eleva la posibilidad de que hagan un ajuste sobre su programa de compra de activos. Su hoja de balance encontró un máximo en US$7,17 billones en 9 de junio, y desde entonces se ha mantenido estable en torno a los US$7,0 billones. Una reducción en el flujo de liquidez podría frenar a la bolsa, y a las acciones tecnológicas en particular.

¿Caen las compras?

Las cifras de bienes duraderos que veremos corresponden a agosto, y es importante colocarlas en contexto. Julio marcó la cima de la “segunda ola” de casos covid, y la imposición de medidas de confinamiento en algunas partes. Sería lógico que bajaran las expectativas de la industria, y postergaron compras para ver cómo evoluciona la situación. Ya para finales de mes el panorama mejoró, y sería lógico pensar que volvieron las compras.

También en esas fechas tuvimos más claridad en el proceso de las vacunas, creciendo las expectativas de que habría por lo menos una disponible antes de fin de año. Los bienes duraderos son como su nombre dice, inversiones de más largo plazo. Por lo tanto, representa mejor cómo las empresas ven que evolucionarán las cosas.

Todo lo que sube debe bajar

Los bienes duraderos marcaron alzas impresionantes en junio y julio, recuperando lo perdido en los meses anteriores. A estas alturas se esperaría una “normalización”, volviendo a marcar crecimiento en el rango de un dígito. Entonces una baja en el crecimiento probablemente no tenga tanto efecto sobre el mercado.

Se pronostica que los bienes duraderos mostrarán un crecimiento de 1,5% comparado con 11,2% en el mes anterior. Excluyendo el gasto en defensa, se espera un crecimiento de tan solo 0,1% comparado con 9,9% en julio. Una baja al campo negativo podría pesar sobre la bolsa y fortalecer al dólar.

START TRADING

or practice on DEMO ACCOUNT

Trading CFDs Involves high risk of loss

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.